29 de agosto de 2007

ENSALADA DE MUSA CON CALDO DE MUJER











TRISTEZA

Te he esperado con mis labios rotos
para que me descubras llena de agujeros.
Tiemblan mis tobillos con tristeza adepta
al decapitado aliento de los cerezos.

® Raquel Virginia Cabrera













¿Por dónde?

¿Por dónde se nos fue la palabra?

¿Por dónde el verso perdió su fluidez?

¿Por dónde el verbo dejó de contarse
y cayeron los deseos en la nada?

Esta brisa que me arropa,
suave en su estructura,
firme en su ansiedad.

Me lleva por acequias y caminos,
me enreda en su transitar.

Y te pierdo y me pierdes
y siento que nuestros pasos
perdieron el compás de la risa
porque las miradas ya no son las mismas.

Taty Hernandez
De Poemas para dormir en tres cuartos (Inédito) ©















(Versos Menores)

Entre el atardecer y los retratos,
entre los muebles y el espejo,
entre los quehaceres de la casa,
yo voy volando como un pez
que ha sido arrancado del río,
como una hoja que quiere irse
pero tan sólo consigue quedarse
pegada a la ventana,
mirando a través del cristal
al mundo que se ensancha
y se encoje cada día.

© Rosa Silverio




Apetito

Vivir frente al mar
para olerlo,
mirarlo al instante del deseo,
oírle el ruidoso silencio,
dormir con él,
caminarle la orilla, las violetas tardes,
conocerle los cambios por instinto,
acompañarlo en sus soledades grises y lluviosas,
predecirlo.

No tiene cara contraria
el placer puro y perfecto
del deseo.

® Carmen Valle — Puerto Rico, 1948

No hay comentarios:

Poesía de Venezuela

Juan Sánchez Peláez (Altagracia de Orituco, 1922) Elena es alga de la tierra VI Elena es alga de la tierra Ola del mar. Existe porq...